Notas de interés

La importancia de la protección cambiaria

julio 11, 2016 junio 8th, 2020

Te presentamos varias razones para que empresas e inversionistas particulares utilicen un medio de protección cambiaria para gestionar y cubrir sus operaciones de divisas.

Actualmente la volatilidad cambiaria nos afecta cada vez más en nuestros negocios; la incertidumbre de no saber cuáles serán nuestros precios, muchas veces nos impide cerrar un proyecto nos resta competitividad y disminuye nuestro margen.

Pero, ¿qué podemos hacer ante un mercado cambiario que está definido en base a la oferta y demanda de divisas? ¿cómo nos podemos proteger para no disminuir nuestra rentabilidad?

Existen en el mercado los productos llamados “Derivados” que consisten en tener una protección ante las constantes variables del tipo de cambio para administrar y controlar riesgos financieros, los principales productos derivados son:

  • Forward: contrato de compra / venta de divisas a una fecha futura. Una vez pactada, es una obligación para las dos partes liquidar la operación en la fecha de vencimiento, principalmente se manejan en plazos de uno a tres
  • Opción: cobertura con pago de una prima inicial que otorga el derecho de comprar o vender una divisa a un precio máximo o mínimo en una fecha futura. También se manejan en su mayoría en plazos de uno a tres meses.

Es muy importante tener en cuenta que no son herramientas para generar “utilidad financiera” si no son una herramienta de apoyo para dar certidumbre y que tampoco predicen el futuro ya que su valor depende del tipo de cambio o las tasas de interés

Los productos derivados son otorgados por grupos financieros, casas de cambio o bancos, cabe resaltar que los grupos financieros son los que tienen la oferta más atractiva porque es parte fundamental de su portafolio y lo tienen abiertos para cualquier persona o empresa.

El mensaje es que busquemos cómo minimizar riesgos en nuestra empresa, y cómo adquiriendo productos de protección cambiaria podemos asegurar el margen de negocio con total certidumbre, lo que se traduce en rentabilidad.

Con participación especial de Liliana Vargas, gerente de Servicios Financieros CompuSoluciones.

Dejar un comentario

x

Contáctanos